El bienestar psicológico de las personas depende en gran medida de los entornos sociales y muy especialmente del entorno familiar que es uno de los más importantes soportes afectivos, pero también una fuente de eventuales tensiones y conflictos.

La psicología puede ayudar en momentos concretos, tanto a nivel individual como en la interacción y convivencia en el grupo familiar.

Ofrecemos nuestra ayuda profesional MEDIANTE VIDEOCONFERENCIA.